• @cenizalunatica
    La luna borra su forma y yo sigo buscando semejanzas
  • @karlisjar
    El viento es una armónica de mil tonos
  • @Suspiro_DeLuna
    Magia es que te sostengan unos brazos que jamás te han tocado
  • @Tu_Funamiento
    Me busqué en otras personas y en todas te encontré
  • @Innestesia
    Viajo por si me encuentro
  • @fumivora
    Aparento más mariposas de las que tengo
  • @letrasdemorado
    Ya no hacen el pasado como antes
  • @itzarbepoesia
    He guardado bajo mis párpados caminos de agua por los que volver al hogar de tu recuerdo
  • @AlejandroLanus
    Juego como un niño que no sabe morir
  • @leonbenIarregui
    Cada vez más insomnes y menos soñadores
  • @vforte
    la tristeza es la rabia parada bajo la lluvia
  • @Yennifercc
    El que vive a solas con la poesía anda descalzo porque no cree en las heridas

// ESPECIAL MEDELLÍN 2017 // La cultura de los palestinos es un baluarte para la resistencia

La cultura y la poesía de los palestinos es el “último muro” de resistencia que Israel y sus aliados no logran vencer, y ellas pueden contribuir a difundir en el mundo una imagen real de la nación árabe, y no la que indefectiblemente los asocia al fanatismo y la violencia, dijo el poeta Fakhri Ratrout.

 

   El escritor, nacido en Jordania y residente en Nicaragua, tiene a su cargo el curso “Poesía en la resistencia palestina”, en tres sesiones que se realizan en el Festival Internacional de Poesía de Medellín, en curso entre el 8 y 15 de julio en la ciudad colombiana.

   “Donde hay conflicto, donde hay dolor humano, hay poesía, surge una poesía fuerte”, expresó el poeta, quien aclaró que “no afirmo que la poesía pueda cambiar el mundo, pero sí puede cambiar vidas”.

   En la primera sesión del curso, Fakhri Ratrout hizo una descripción del contexto sumamente adverso que afronta el pueblo palestino, por la ocupación de sus territorios por parte de Israel, por la hostilidad permanente, el bloqueo a los territorios y hasta la imposibilidad de pescar en sus propias aguas.

   Pero a esto se agrega también, dijo, la falta de compromiso del mundo árabe, demostrado por ejemplo en el hecho de que hay palestinos refugiados en el Líbano hace treinta años a los que el Estado de ese país rehúsa reconocerles ciudadanía.

   En el mundo occidental, prosiguió, “está de moda” convocar a poetas sirios, a raíz de la guerra que se abate sobre ese país, con la intervención de gobiernos y grupos armados extranjeros. Anteriormente había sucedido lo mismo con Irak, tras la invasión de 2003.

   En cambio, es más infrecuente que haya interés y voluntad de darle participación a los palestinos.

   Ratrout destacó la cultura milenaria de la nación árabe, pero sostuvo que las potencias occidentales quieren destruirla, “borrarla, hacer desaparecer la memoria”.

   Esto está demostrado en infinidad de hechos, como el caso del ataque anglo-estadounidense a Irak. “Atacaron el museo de Bagdad: robaron piezas de miles de años, algunas de entre ocho mil y diez mil años de antigüedad, y lo destruyeron”, afirmó.

   En el mundo árabe, prosiguió, “la conexión de la poesía es con la vida”. Viene de tradiciones de hace dos mil años, cuando atravesando los desiertos los hombres lanzaban primero sus voces para estimular a los camellos, luego convirtieron estas voces en cantos y esto llegó a la palabra. “En esos tiempos los mercados populares eran escenario de competencias entre poetas, que iban a declamar, incluso antes de que se conformara lo que hoy conocemos como el Islam. La historia de Troya la contó un poeta, y si no se habría perdido para siempre”.

   Tras relatar los incontables padecimientos a los que Israel, con apoyo de Estados Unidos, impone al pueblo palestino, apropiándose de sus tierras, impidiendo la circulación de alimentos y medicinas para millones de personas, dijo: “Mi derecho como poeta palestino es hacer conocer al mundo otro rostro de los palestinos y árabes, que desmienta la mentira montada por los medios occidentales, y hasta en las películas”.

 

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.