• @jex_javier
    El eclipse del lector es su imaginación
  • @isona_clarck
    Me gustan los lugares deshabitados por promesas sin salida
  • @EvaLopez_M
    La de cosas que pasan sin que ocurran
  • @hipst_eria
    No es lo que escribes, es lo que borras
  • @JacGoldberg
    El horror salivea en nuestra nuca
  • @Sofia_Insomnia
    Los herejes tenemos que organizarnos
  • @Sinsintidez
    A los tristes los delata la música
  • @yonosoycarmen
    Irse por fuera, quedarse por dentro, esa complicación
  • @NaEnEspiral
    Aquí, donde venimos a disfrazar epitafios con el traje de postal
  • @_soloB
    Yo he dormido lo insuficiente como para no tener pesadillas despierta
  • @tearsinrain_
    No te asustes, solo es otro futuro mas
  • @arbolador
    Algún día se perdonarán haberse conocido

Réplica rotunda de la viuda de Ángel González a Joaquín Sabina

Susana Rivera, la viuda del poeta español Ángel González, salió al cruce del cantante Joaquín Sabina, al negar que haya mantenido una relación de amistad intensa con el escritor, como se había ufanado el músico. Rivero rechazó también enfáticamente las expresiones de Sabina sobre “el cáncer de las viudas de los escritores”.

 

   A propósito de recordaciones y homenajes al cumplirse diez años de la muerte de Ángel González, el diario El Comercio Digital de Asturias hizo preguntas sobre el poeta al músico Joaquín Sabina, durante un reportaje en su casa.

   “Fueron demasiadas noches en este mismo sofá desde el que hablamos bebiéndonoslo todo, fumándonoslo todo, leyéndonoslo todo, cantándonoslo todo, muriéndonos de risa. Ángel cantaba a Juanín de Mieres. Era fantástico. Pasábamos unas noches maravillosas. Primero fue un maestro y luego un amigo, el mejor amigo que he tenido nunca”.

   El diario le preguntó si “le duele” que la fundación para cuidar el legado y promover la obra de González “haya quedado en nada”, y respondió: “Sí, claro que me duele... Hay un cáncer ahí que se llama cáncer de las viudas de los escritores. En fin, me dicen que me calle. No merece la pena. Lo que tienen que hacer los asturianos es conservar como un tesoro la memoria de Ángel”.

   Inmediatamente, el periódico habló con Susana Rivera, y sobre la referencia del cantante al “cáncer de las viudas” de los escritores, ella criticó: “Hubiesen tenido los cojones de decírselo a él en vida, cuando me trataban todos como una princesita. Las viudas ni somos ignorantes ni analfabetas, somos las herederas del legado de nuestros cónyuges, no hay más”.

   Llamó “farsa” a las afirmaciones de Sabina sobre la amistad estrecha con González. “¿Interminables noches en casa de Sabina? Le conocimos en el 2001, por Dios, hasta 2004 no pasamos por su casa, solo veníamos los veranos y Ángel murió en 2008. Es absurdo. Lo de Sabina es como sus discos: más de cien mentiras, y lo niego todo, incluso la verdad. Da risa”.

   En cuanto a las recordaciones, como las anunciadas en la Semana Negra de Gijón, sostuvo: “Ángel no quería homenajes. Decía lo de Machado: nadie es más que nadie”. No obstante, continuó, “todo lo que sea tener viva su memoria, como la cátedra que lleva su nombre o este tipo de actos, me parece bien, aunque no cuenten conmigo”.

   “Sigue un reto pendiente, y de ahí que la Fundación, si la quieren, siga teniendo sentido: hacer que la literatura sea útil. No solo charlas sobre crítica o filología literaria. Llevar la poesía a las cárceles, música y poesía para niños de la calle o de la tercera edad. La literatura puede cambiar el mundo porque fabrica otra sensibilidad sobre lo que está ocurriendo. Ese espacio sigue sin estar cubierto. Un cometido social del arte, que era el mayor sueño de Ángel”, explicó.

   El poeta “era muy tímido, muy discreto, decía que una obra literaria tiene que defenderse sola. Huía de la pompa, de la vanidad, de las fatuidades. Nuestros veranos eran horas por la playa asturiana, unos chatos de vino, cenar unas tapitas, visitar El Paraguas del Fraile Volador, Fernando Lorenzo, hasta las tantas”.

   Durante el diálogo reveló que “hay un libro inédito de Ángel, un almanaque, en todo pseudoinfantil, donde faltan algunos meses, pero son poemas muy personales. No tengo prisa por publicarlo. Ángel nunca tenía prisa por publicar y sí por acotar un mundo, su mundo, en una obra que es un puro círculo. Una bonita lección para la legión de imitadores: la conquista de una voz”.

   La nota completa está disponible en este enlace:

http://www.elcomercio.es/culturas/viuda-poeta-angel-20170714034210-ntvo.html

 

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.